Contacto:

jorge_traceur@hotmail.com

25 ene. 2011

El Parkour y el Veganismo

Hoy quiero mostrar una perspectiva diferente a la que me llevó el Parkour hace un tiempo. Quiero hablar acerca de un nuevo mundo que se abrió ante mí, un mundo que descubrí y que me acercó al máximo hacia un estilo de vida similar al que desde hace mucho había soñado.
Hoy quiero hablar del Veganismo, y de la relación que este tiene con el Arte Del Desplazamiento.

A partir de los primeros meses en los que empecé a practicar Parkour fui descubriendo que su práctica me hacía sentirme bien. Me provocaba una sensación extraordinaria que, con el paso del tiempo, los años, se incrementaba paulativamente. Resultaba muy recomfortable sentirme completamente libre allá donde fuera. Pues a medida que mejoraba en la disciplina, iban desapareciendo las barreras físicas y mentales. De una forma u otra, el Parkour me acercaba cada vez más hacía mi verdadero yo. Poco a poco descubrí que estaba estrechando una gran relación con mi entorno, con la naturaleza.

Cada vez me sentía más identificado con ciertos animales. Claro, era lógico, la base del arte del desplazamiento está inspirada entre otras cosas en el movimiento de algunos animales.
De ahí que realicemos movimientos denominados ‘’El salto de gato’’, ‘’el salto de tigre’’, ‘’recepción de mono’’, o en el caso de otros países, por ejemplo ‘’the monkey’’ (el mono).
        Esto hizo que inconscientemente me fuera acercando muchísimo hacía el reino animal. Y mi respeto por los demás individuos aumentara notablemente. Pasé de sentirme una ‘’persona’’ (destacando las supuesta superioridad especista frente a los demás animales que se nos inculca desde pequeños) a sentirme un animal más.



Bien, sentía mucho amor y empatía por los demás animales no humanos (todos somos animales, pues la palabra animal proviene del término ánima, ser animado). Los respetaba, los admiraba y los envidiaba por la vida que llevaban. Una vida sin guerras, sin armas, sin destrucción.
El Parkour me hizo ver que tenemos brazos y piernas, y son para desplazarnos. Pero la vida de hoy en día es muy cómoda. Es muy sedentaria. Niños adictos a los videojuegos, sufriendo exceso de peso, mujeres frágiles, hombres débiles, con miedo a todo en la vida. Una vida en la que desde pequeños, en lugar de enseñarnos a combatir contra los problemas, se nos enseña a huir de ellos. Decimos a nuestros hijos que no se suban al árbol, que se pueden caer, en lugar de explicarles como podrían subir de la forma más segura y eficaz. Les decimos a nuestros hijos que tengan cuidado con el fuego, en lugar de explicarle como utilizarlo sin peligro. Les decimos a nuestros hijos que no caminen por las barandillas porque se pueden caer, en lugar de prepararlos desde pequeños para que no les resulte complicado hacerlo.




Desde que nacemos hasta que morimos, lo que nos inculca la sociedad es que hay que tener MIEDO a todo. Que somos más frágiles de lo que parecemos.
Este miedo que está presente siempre, desapareció de mi vida a medida que me adentraba en la filosofía y el espíritu del Parkour. Y así cambió mi visión del mundo, mi perspectiva de la vida, de lo bueno y lo malo, de lo normal y lo extraño, de lo natural y lo antinatural.



En ese momento, en ese preciso momento, en el que mi cuerpo, mente y espíritu se encontraba en un estado óptimo de conexión con la naturaleza, descubrí que la realidad que me habían inculcado desde pequeño era muy ficticia. Nada era lo que parecía. Y ahí es dónde aparece el Veganismo.

El Veganismo hace referencia a un estilo de vida en el que la persona que la lleva a cabo muestra un rechazo total ante cualquier ‘’alimento’’ de origen animal, así como a cualquier uso de estos para la realización de objetos (sofás de piel, portadas de libros, alfombras…) vestimentas (chaquetas de cuero, bolsos de piel, zapatos…) o actos (circos, zoos, experimentaciones).
Esto se debe a que hoy en día la humanidad ha dejado de respetar a los demás animales. Ellos son nuestros compañeros de planeta, son nuestros vecinos, y la humanidad, con su egoísmo y afán de superioridad y lucro ha sobrepasado muy por encima los límites de la ética, la moral y la igualdad para utilizarlos como máquinas de producción. Meros objetos con los que conseguimos mucho dinero. Todos estos animales, que por supuesto querrían tener una vida feliz y libre, son secuestrados, criados o asesinados para estas producciones.





La relación que hay entre el Parkour y el Veganismo es bastante cercana. Nosotros, los traceurs, practicamos una disciplina que se basa en el movimiento animal. Cuando hacemos un salto de gato, nos sentimos identificados con dicho animal, cuando nos deslizamos entre ramas de arboles nos sentimos identificados con nuestros ancestros peludos. Por tanto, nosotros podemos ponernos en el lugar de estos animales con más facilidad que otras personas. Ese es uno de los legados que indirectamente nos deja el Parkour en estos tiempos. El cambio de nuestra visión natural. Y si enfocamos la vida desde otra perspectiva, podemos descubrir la belleza que hay en ella, y en todos nuestros compañeros de planeta. Y no será difícil entender que lo que estamos haciendo con ellos es algo aterrador, cruel y egoísta.
Yo soy vegano, y practico Parkour desde hace cuatro años. La unión de ambos estilos de vida es lo más bonito que he podido experimentar nunca. Y siento que era mi deber tomar esa decisión. Como también siento que es mi deber transmitir este sentimiento al resto del mundo, y mostrar directamente lo mismo que en su día me fue mostrado a mí. Voy a enseñaros un vídeo documental. Es uno de los relatos que hicieron que abriera los ojos ante esta falsa realidad que nos pintan.
Os pido, con todo mi corazón, como persona, como traceur y como animal, que veáis el documental completo. Las imágenes son muy duras, pero son la realidad, y es nuestro deber abrir los ojos y descubrir que lo que estamos haciendo no es lo correcto.

Earthlings, Documental (subtitulado en castellano)
 
NOTA: En cuanto a la dieta vegana, está científicamente demostrado que es completamente saludable. Que el consumo de productos de origen animal es necesario es una falsa realidad. Podemos vivir tranquilamente sin dichos ''alimentos''. Proximamente escribiré un artículo acerca de las alternativas alimenticias que posee dicha dieta, tanto para un deportista como para un individuo que no genera gran demanda calórica.
Si queréis consultarme cualquier duda sobre cómo podéis llevar una vida vegana podéis contactar conmigo aquí mismo o por correo electrónico al jorge_traceur@hotmail.com con el asunto ''El Parkour y el Veganismo''.

Un saludo.
Jorge García.

No hay comentarios:

Publicar un comentario